Posiciones para masturbarse que mejorarán tu vida sexual

masturbation positions o-boy o-diaries

¿Te gustaría saber cómo mejorar tus habilidades de masturbación? Estas excitantes posiciones para masturbarse te ayudarán a lograr orgasmos explosivos.

Mejores posiciones para masturbarse = mejores orgasmos

Aunque los hombres pueden utilizar diferentes posiciones para masturbarse, hay algo en lo que la mayoría están de acuerdo: cuando vas a saludar a tu pene, un apretón de mano firme siempre causa una buena impresión. Sin embargo, aunque las posiciones para masturbarse habituales pueden hacer que alcances un orgasmo a gran velocidad, cambiar tu rutina también puede ser muy divertido.

Experimentar con tu pareja puede ser increíble, pero probar nuevas posiciones para masturbarse es una buena oportunidad para explorar tu amor propio. Alcanzar el clímax es estupendo para tu salud: alivia el estrés y la tensión acumulada, mitiga el dolor y mejora tu sueño, tu ánimo y tu concentración. Entonces, ¿por qué no aprovecharlo al máximo? Si no lo haces, es posible que te pierdas algunas posiciones de masturbación que te dejarán sin palabras.

¿Estás preparado para el mejor sexo en solitario de tu vida? Sigue leyendo para descubrir algunas de las mejores posiciones para masturbarse.

Ejercicios de calentamiento

Si consideras el pene como el epicentro del placer, es fácil que te olvides del resto del cuerpo, que permanecerá tenso y rígido. No obstante, cuanto más agarrotado esté tu cuerpo, más apresurado será tu orgasmo. Si te relajas, podrás disfrutar más del viaje.

*Nuestros cuerpos tienen muchas más zonas erógenas aparte del pene. Acariciar, frotar o pellizcar áreas como los pezones, el cuello, la boca, los labios, los muslos, el perineo o el ano puede provocar una sensación de placer que recorrerá todo tu cuerpo.

Para no acabar recurriendo a tus posiciones de masturbación habituales, puede ser útil calentar un poco. Un buen estiramiento no solo te relajará antes y durante la masturbación, sino que también te ayudará a ser consciente de todo tu cuerpo. Y esto es algo muy importante, ya que nuestros cuerpos tienen muchas más zonas erógenas aparte del pene. Acariciar, frotar o pellizcar áreas como los pezones, el cuello, la boca, los labios, los muslos, el perineo o el ano puede provocar una sensación de placer que recorrerá todo tu cuerpo.

Pero lo primero es lo primero. Antes de colocarte en estas posiciones de masturbación, túmbate y estira los brazos y las piernas formando una X. Intenta mantener el estiramiento durante intervalos de diez segundos para liberar de forma eficaz cualquier tensión que puedas tener en los músculos. Si te gusta, en el futuro puedes integrar este calentamiento en la práctica de la masturbación, manteniendo tu cuerpo tan estirado como sea posible mientras te dedicas al «trabajo manual». Cuanto más te relajes y más involucres a todo tu cuerpo en la masturbación, mayores serán las posibilidades de un orgasmo de cuerpo completo. Pero de eso hablaremos más adelante.

La onda expansiva

Masturbarse acostado ya es una experiencia realmente placentera, pero llevar las rodillas al pecho la hace aún más intensa. El movimiento de balanceo que se crea en estas posiciones para masturbarse irradiará ondas de placer a lo largo de tu cuerpo. Un poco de actividad adicional para tus abdominales.

Elevar las rodillas es una de las posiciones de masturbación más versátiles. Prueba a experimentar balanceándote a diferentes velocidades, añadiendo rotaciones de cadera al movimiento, tumbándote de lado o, si eres lo suficientemente flexible, llevando los pies a la cabeza. Si estás en el suelo, incluso puedes probar a colocar los pies en la pared. Dado que así las zonas inferiores de tu cuerpo se alcanzan más fácilmente, es la oportunidad perfecta para explorar tus testículos, tu perineo y tu ano. Con o sin juguetes.

¿Sabías que hay casi tantas terminaciones nerviosas específicas para el sexo en los testículos como en el pene? Uno de los mejores consejos para masturbarse para hombres es tirar de los testículos de forma rítmica hacia abajo antes de la eyaculación para lograr un clímax más intenso.

El tirador

Arrodíllate y entrégate a una de las técnicas de masturbación masculina más potentes que existen. De todas las posiciones de masturbación, arrodillarse sobre una almohada, o sobre tu cama, es una de las más simples. Mientras te das placer a ti mismo, concéntrate en apretar y relajar los músculos de tu ano (los músculos del suelo pélvico). Estos movimientos de contracción y relajación se conocen como ejercicios de Kegel.

Cuando estés preparado para acelerar el placer, coloca las nalgas sobre los talones. ¿El objetivo? Sí, has acertado: los talones deben separar el culo. Mantén esa posición y sigue masturbándote, relajando y contrayendo los músculos de tu suelo pélvico mientras lo haces. Aunque esta parte puede requerir un poco de práctica, añadir ejercicios de Kegel a tus posiciones de masturbación puede proporcionarte orgasmos de primer nivel.

Manos libres

Cuando hablamos de buenas técnicas de masturbación masculina, no podemos olvidarnos de los juguetes sexuales. Una de las posiciones de masturbación con juguetes sexuales que los hombres más disfrutan es tumbarse o arrodillarse boca abajo con un masturbador automático colocado entre dos almohadas. En esta posición de masturbación boca abajo, puedes disfrutar de una placentera experiencia sin necesidad de usar las manos.

¿Tienes ganas de un orgasmo «antigravedad»? Entonces todo debe girar en torno a la próstata. No es de extrañar que esta glándula mágica sea considerada el punto G masculino.

We-Vibe Verge

We-Vibe Vector

We-Vibe Vector

El «antigravedad»

¿Quieres alcanzar un orgasmo «antigravedad»? Entonces todo debe girar en torno a la próstata. No es de extrañar que esta glándula mágica sea considerada el punto G masculino. Gracias a sus abundantes terminaciones nerviosas, su estimulación puede conducir a orgasmos de mayor duración y de cuerpo completo, e incluso a orgasmos múltiples. ¿Quieres conocer uno de los mejores consejos para masturbarse? Una vez que domines la técnica de la estimulación de la próstata, incorpórala a cualquiera de las posiciones de masturbación que hemos descrito. No es de extrañar que su popularidad se haya disparado últimamente entre hombres de todas las edades y sexualidades.

Estimulación indirecta

Acaricia, frota o presiona el perineo, o coloca un juguete sexual vibrador sobre él para estimular indirectamente el punto G masculino. Si experimentas con diferentes presiones y velocidades, lograrás un placer intenso.

Estimulación directa

Introduce un dedo o un masajeador algunos centímetros en el ano y localiza la próstata en la pared superior. Algunos hombres descubren que, al usar un juguete para estimular la próstata, pueden alcanzar un orgasmo sin siquiera tocarse el pene. Esto significa que no hay un período de recuperación entre orgasmos. Por tanto: ¡abróchate el cinturón y prepárate para despegar hacia el clímax!

¿Qué posiciones de masturbación son tus favoritas?

Probar diferentes posiciones para masturbarse no solo es divertido, sino también saludable y seguro. Tener menos estrés es importante, pero nada mejora el estado de ánimo como explorar tu propio cuerpo y tu propio placer. No hay una forma correcta o incorrecta de masturbarse, así que debes tomarte tu tiempo para explorar aquello que te excita y no tener miedo de probar nuevos juguetes y técnicas.

Con estas posiciones de masturbación, no hay necesidad de apresurarse para alcanzar el clímax. A no ser que te guste, claro. Al explorar nuevas posiciones para masturbarse, el viaje será tan interesante como el destino.

Recomendamos

Slow sex: ¿merece la pena?

Es la nueva tendencia entre las prácticas sexuales: el slow sex o sexo lento. ¿Pero en qué consiste exactamente? ¿Y realmente te puede hacer perder la cabeza?

Show more

Evaluación
¿Te gustó este puesto?0
Deje su calificación